Clases personalizadas de 60min 

¿Qué vamos a trabajar en éstas clases?

La práctica del método Pilates ayuda en las diferentes etapas del embarazo. Los cambios que se producen en nuestro cuerpo a nivel hormonal, y postural nos pueden producir molestias, dolor muscular, calambres, insomnio…etc

El método Pilates nos ayudará a promover una buena higiene postural y mejorará nuestra conciencia corporal, ayuda a la estabilización del cinturón escapular, prepara la parte inferior del cuerpo para el gradual aumento de peso, y la parte superior para la lactancia y posteriores cuidados del bebé. Prepara y fortalece el suelo pélvico, así como a trabajar y controlar la respiración que nos ayudará en el trabajo de parto.

La movilización y los estiramientos que nos ayudarán a tonificar y relajar la musculatura, ayudándonos a conciliar mejor el sueño cuando llegue la noche.

¿Y si ya hacía Pilates?

Si la persona lleva un tiempo entrenando Pilates (1 año) y queda embarazada, puede seguir su entrenamiento con ejercicios adaptados, siempre y cuando su estado general sea óptimo.

¿A partir de cuándo se puede practicar?

Se recomienda no empezar el entrenamiento hasta pasadas 12 semanas de gestación, momento en el que podemos asegurar que no corremos riesgos.

¿Hasta cuándo se puede practicar?

Se puede practicar Pilates hasta el último momento del embarazo siempre y cuando la madre se encuentre bien.

Conoce más sobre la profesional que impartirá éstas clases.

Para saber más, contacta con nosotros, estaremos encantados de atenderte.